martes, 19 de enero de 2016

REPARTO DE LA TÚNICA INDIVISA

Desnudan zafiamente al “Ecce Homo”
dispuesto escarnecido a su martirio:
sobre el madero clavan los pies y manos
bajo el rótulo que reza su condena;
tiran de sogas y lo alzan sobre el hoyo
en que se fija un extremo del palo,
luego bajo la cruz esos sicarios
pasan el rato jugándose en apuestas 
el botín con cábalas a dados.

Parece sea la regla en las partidas
se saque más contándose los blancos
y sustrayendo los negros obtenidos:
tiran de cubilete avariciosos 
y suman-restan los puntos arrojados
a repartirse cual banda de ladrones
—servidores se dicen de lo público—
las vestiduras que al reo han despojado.

La túnica indivisa es valiosa 
pues de una sola pieza está tejida 
pero —“yo tuerto si tú te quedas ciego”—
rasgémosla y hagamos taparrabos;
a tal efecto usemos las espadas
y cada cual se lleve su pedazo
acorde con los puntos que ha sacado.

En la cima del Gólgota agoniza 
el justo junto con dos ladrones
a la izquierda y derecha por los flancos:
uno el malo que cometió delitos,
otro el “bueno” que no quiso evitarlos. 

En pleno mediodía se hace noche 
y rasga el velo oscuro de los cielos:
rayos y truenos junto a una intensa lluvia 
que hace rodar las rocas cuesta abajo 
y arrasan a su paso propiedades,
huertos y viñas, las gentes arruinando.

En una higuera se balancea un hombre
(con su peso la rama va tronchada
y no dará su fruto en el verano);
hay monedas dispersas por el suelo,
dicen que fue traidor a sus principios
y en desesperación allí se ha ahorcado.

Pilatos y Caifás en sus palacios
dilucidan cómo subir impuestos
mientras tanto. 


© albertotrocóniz / 16
Texto: de “TAL COMO LO VEO”
Imagen: de “FOTOFILTRADA”


Otros enlaces “Post”-relacionados
en tablero “PASTORES DE PUEBLOS…”


… y en el Tablero “HISTORIAS Y CUENTOS”:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.